jueves, 18 de septiembre de 2008

¿POR QUÉ TENER UN PEZ EN CASA?

COMENTARIOS
***El mejor amigo del hombre también puede ser un pez. En estos tiempos de espacios reducidos, más que meter un gato o un perro en pocos metros cuadrados, podemos hacernos de la compañía de uno o varios bichos acuáticos.
Conozco tanta gente a la que su mascota le ha alegrado la vida: perros, gatos, cabras, gallinas e incluso me han contado de una chica que pasea su oca con una correa por el centro de Madrid. Pero para aquellos que buscan una “mascota conveniente”, pueden ir a Hobby Peix y llevarse un mini-ecosistema a casa.
Sólo recuerdo haber tenido como mascota una tortuga en mi jardín, a eso de los 8 años,, la verdad es que no logré intimar con ella, creo que no nos llevamos bien y un día se fue para nunca volver.
Si sientes que ha llegado el momento de tener una mascota pero eres un maniático de los pelos en sofás y alfombras, puedes hacerte de una pecera, o incluso un acuario. De hecho, es más fácil mantener un acuario (y los peces vivos dentro) en tanto más grande es, ya que de esa manera el equilibrio de agua, bacterias, alimento se da más naturalmente. Y si eres seguidor del Feng Shui, ni falta hace que diga lo positivo que resulta una pecera para el equilibrio de energías en el hogar.
¿Qué peces comprar? En cuando a colorido y variedad nada está escrito.
Peces de agua dulce: Son los más vendidos y conocidos, como los platys (que además son de agua caliente) y los cometa (de agua fría).Peces de agua salada: Se dice que tienen el colorido más bonito y brillante, suelen ser más vistosos y máscaros que los otros.
La moda en peces: Sé de buena fuente que la última moda en cuanto a acuarios, no son aquellos con base de luces de neon, ni siquiera los que contienen los carísimos peces “Disco Marlboro” (120€ cada uno de ellos)… lo más in es colmar tu pecera con ¡gambas de agua dulce! Las hay de diferentes tipos: las platydoras (4,90€) gustan mucho aunque yo apenas las veía entre las piedrecitas; las que son lo más, son las gambitas “caridina” siempre y cuando les montes un ecosistema lleno de vegetación acuática…

A mí que me parecía absurdo que una raza de perro se pusiera de moda, ahora que se popularice una especie de gamba para tener en la pecera de casa, ya supera todo lo antes visto.
Pues eso, a comprarle una pecerita al hijo o al sobrino, que de esa forma adquieren un poco de responsabilidad sobre un ser vivo –eso incluye a las gambas, claro- y no se te llena la casa de pelos.

***Si queremos tener un estanque habitado por coloridos peces, la mejor opción es adoptar un pez Koi.
Estos peces son originarios de Asia y en la cultura oriental se los considera de buena suerte. Pero no es precisamente por esto que decimos que estos peces son buenas mascotas de estanque, sino por su resistencia.
Ellos soportan temperaturas altas y bajas, pero para eso necesitan habitar en un estanque que tenga un mínimo de 140 litros y unos 80 centímetros de profundidad. También debemos adquirir un filtro ya que es importante para la salud del Koi mantener el agua filtrada.
En cuanto a la comida, tenemos que comprar alimento especial para peces en la tienda de mascotas, porque aunque los Koi coman prácticamente todo, no significa que eso sea bueno para su salud o no les haga mal. Tenemos que evitar darles de comer cuando la temperatura del agua es menor a los 10 grados centígrados ya que el alimento se puede fermentar en su estomago y causar una enfermedad.

Tenemos que tener cuidado con dejarnos llevar por lo pequeños que son cuando son bebes y no adquirir muchos, ya que el pez Koi toma un gran tamaño cuando es adulto.

***Si quieres tener peces de colores en tu casa pero te detiene la idea de que estos traen mala suerte al hogar, tenemos que decirte que eres 100% supersticioso. Nada atrae la mala suerte, eso solo está en el pensamiento de las personas y en su pesimismo.
Si te has animado a criar peces, te sugerimos que hables con el vendedor del acuario para que te recomiende aquellos que son afines y del mismo tamaño, pues es una ley animal que el más grande se come al más chico. No coloques
una tortuga en el mismo sitio pues también se los puede tragar.

El traslado de los peces a su hogar definitivo se realiza dentro de una bolsa. Allí, la temperatura y el oxígeno que recibe el animalito aumenta un poco, por ello, procura no demorarte mucho. Antes de introducirlo en su pecera, deja la bolsa por lo menos una hora adentro. Luego, al haberse aclimatado, ábrela y evita en lo posible el paso del agua de ésta en la pecera.
Su acuario debe tener el tamaño indicado para la cantidad de peces que deseas albergar. Si el número de peces es elevado, puede ocurrir un problema de espacio que se manifiesta con peleas y mordiscos en las aletas.
Recuerda que la pecera no debe estar con la luz prendida toda la noche pues necesitan de la oscuridad para dormir.


No alimentes a tus peces con lombrices, pues estas muchas veces son extraídas del desagüe y pueden tener algún virus o enfermedad que mataría a todos los animales que hay en tu pecera en una sola noche. Dale alimento concentrado para peces, es lo más seguro y nutritivo, pero cuidado con las cantidades porque la sobrealimentación podría generar problemas de salud.
Y hablando de salud, es bueno que sepas que los peces también se enferman, con la diferencia de que es mucho más difícil detectar sus dolencias y prescribirles medicamentos. La enfermedad común que ellos tienen es la "vejiga natatoria" que hace que se volteen y naden hacia arriba hasta que mueren. También pueden aquejarlos hongos, bacterias y parásitos. Si detectas que uno de tus peces está enfermo, retíralo inmediatamente del acuario y ponlo en otro. Debes tener uno especial para él pues es primordial que no contamine a los demás.

SI VEZ LO HERMOSOS QUE SON LOS PECES Y LO BUENO QUE ES TENERLOS EN CASA.